https://punkeando.com.mx/

blink-182 lanza ‘Quarantine’: una vuelta a sus inicios

Cuando decimos que la década de los 90 fue la mejor en todos los aspectos para el resurgimiento del pop-punk no decimos nada nuevo. Los lanzamientos de ‘Dookie’ de Green Day, ‘Smash’ de The Offspring y ‘Punk in Drublic’ de NOFX sentaron las bases de un subgénero que a nadie le dejaba indiferente. Te encantaba o lo odiabas. No había término medio. Pero, un momento: ¿qué pasa con blink-182? Pues que ellos son los protagonistas de estas líneas. El trío californiano supo como nadie adaptarse a la nueva ola del pop-punk con el lanzamiento de ‘Cheshire Cat‘, allá por el año 1995.

Como ya hemos dicho, en escasamente dos años, concretamente en 1994 y 1995, la popularidad del pop-punk subió como la espuma. Se pasó de no escuchar prácticamente nada en las radios convencionales a que la MTV emitiera a todas horas el videoclip de ‘Basket Case’. Y claro, ni qué decir que los más jóvenes se subieron pronto al carro. Desempolvaron sus guitarras y se lanzaron a tocar esos sencillos riffs de guitarra con los acordes de quinta como protagonistas.

Si 1994 y 1995 fueron los años dorados de este género, fue a partir del nuevo milenio cuando el castillo se derrumbó. Ninguna de las bandas que alcanzaron la gloria tan solo unos años antes supo escribir y grabar un nuevo trabajo discográfico que rompiera de nuevo todas las expectativas. No lo logró ‘Conspiracy of One’ de The Offspring ni tampoco ‘Warning’ de Green Day. Sin embargo, Hoppus, Barker y DeLonge sí que consiguieron lo que parecía imposible: dar en el clavo tras un abrumador éxito. De esta manera llegamos a ese ‘Enema of the State’ sobresaliente, el cual vio la luz en 1999.

Tal y como os contamos el año pasado con motivo del vigésimo aniversario de dicho álbum, ‘Enema of the State’ fue el trampolín para que el trío de San Diego alcanzaran el estatus de banda referente en el subgénero pop-punk. Al igual que ‘Basket Case’, los singles ‘All the Small Things’ y ‘What’s my age again’ se repetían sin cesar en la MTV. Eran como los anuncios de juguetes en la época navideña.

Avanzamos un poco el tiempo y nos situamos en la marcha definitiva de DeLonge. Un duro golpe, no sólo para la banda, sino también para los fans. Algunos ya se atrevían incluso a pronosticar el fin de blink-182. Ni por asomo. Puede ser cierto que los últimos trabajos disten mucho de lo que un día fue blink, pero lo que no podemos negar es su insistencia y su profesionalidad en ir al estudio e intentar lanzar temas nuevos.

Con el cantante y guitarrista de Alkaline Trio, Matt Skiba, como pieza fundamental de la nueva formación, ‘California’ y ‘Nine’ han sido lanzados al mercado, si bien no nos convence ninguno de los dos dos álbumes, sí que es cierto que hay canciones notables dentro de esos trabajos, como puede ser el caso de »She’s Out of Her Mind’. No obstante, necesitábamos algo potente, directo al corazón. Y es precisamente aquí cuando aparece el single ‘Quarantine’, el cual fue lanzado el pasado sábado y que  nos ha gustado sobremanera. Y es que, probad cerrar los ojos y reproducir la canción a todo volumen. ¿Verdad que hemos retrocedido veinte años?

Han pasado cuatro días desde su lanzamiento y podemos seguir diciendo que cada vez que nos ponemos los auriculares, disfrutamos como el que más. Puede ser que la década dorada para los amantes del pop-punk de los 90 no vuelva, ni que no podamos observar el nacimiento de bandas como Green Day o los mencionados blink-182, pero lo que sí tenemos claro es que este género nunca morirá. ¿Acaso podemos vivir sin esos Na-na, na-na, na-na, na-na, na, na en nuestra cabeza?

Sobre Mario de Jaime

¿Hay algo mejor que abrir la aplicación de música de tu móvil, ponerte los cascos y cantar en voz alta pensando que tienes una voz angelical cuando en realidad cantas peor que un grillo mojado? Así se podría resumir mi día a día, porque si no estoy de esta guisa me encontrarás en cualquier concierto y en cualquier sala de por ahí. Por cierto, también toco una poco la guitarra y soy periodista, aunque creo que es lo menos importante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *