Entrevista bandas de rock
Los Fessers

Crónica | Los Fesser en Madrid

Reportaje fotográfico: @espe_dm

Mañanas antes que noches. Cafés antes que cervezas. Aperitivos antes que cenas. La progresiva vuelta a la normalidad viene de la mano de todo ello. Y si nos centramos en la escena musical, aún más. Puede ser raro entrar a un teatro para asistir a un concierto al mediodía. Pero así está ocurriendo. Y nosotros encantados. El ciclo de conciertos ‘Madrid Brillante’ lleva desde el 6 de marzo haciendo las delicias de los melómanos más asiduos a disfrutar de la música en directo. Y se alargará hasta el 16 de mayo. El turno en la mañana de este domingo fue para Los Fesser, una banda llamada a coger el testigo del rock nacional. Pudimos estar presentes en su concierto del mes de julio junto a sus colegas Gallos y quedamos maravillados.

Y ayer, claro está, no iba a ser menos. A pocos metros de la Puerta del Sol, el olor a churros con chocolate impregnaba los alrededores del Teatro Reina Victoria. En su interior, una escenografía parecida a un salón de casa: lámparas, plantas y una bola del mundo al lado de la batería. Entrada a cuentagotas y un par de asientos de distancia entre los presentes. La megafonía informando de los minutos que restaban para el inicio de la actuación. «¿Cuánto queda, papá?». El mítico ‘Here Comes The Sun’ de The Beatles coreado como antaño. Todo preparado. «Es raro decir buenos días en un concierto». Pero cuando los instrumentos empiezan a sonar el reloj se para y la hora es indiferente.

Los primeros versos de ‘La música es ruido’ fueron los que primero llenaron el teatro que ya presentaba un aspecto sobresaliente. Ganas de cantar, de aplaudir y de saltar. Aunque levantarse de la butaca no estuviera permitido. Si algo nos ha traído este nuevo formato es a aprender a bailar sentados. Quién lo iba a decir. Las letras de ‘Volveremos‘ y ‘Naufragados’ son lo que hay que grabarse en la mente cuando nos supere el miedo. Cuando no podamos enfrentarnos a las dificultades. Que nadie dude que volveremos a brindar. Y que también volveremos a navegar.

Los primeros invitados fueron esos Despistaos que tantas y tantas alegrías nos han dado a lo largo de los años. Dani y Krespo se subieron al escenario para interpretar ‘Una historia sin final’. Era solo el principio de lo que había por delante. Una versión deliciosa de ‘Agua’ de Jarabe de Palo (no te olvidamos, querido Pau), significó el preámbulo para dar la bienvenida a Biuti Bambú, o lo que es lo mismo, dos voces maravillosas que se encargaron de interpretar ‘Japón’ de una manera formidable. Más de los mismo ocurrió con ‘Nadie tiene miedo’ y Ainoa Buitrago. El talento rezuma por todos los rincones. Artistas que tienen el trabajo duro como sinónimo de éxito. La media mañana avanzaba y, aunque se acercara la hora de la comida, las ganas y el entusiasmo no bajaban ni un ápice.

Todavía quedaban las apariciones de Playa Cuberris y de José Nortes. Eso sí, previamente a que los amplis subieran el volumen y el pedal de Overdrive fuera pisado con ganas para que ‘Oxidado’ nos recordara que el rock and roll nunca se ha ido. ‘365’ y ‘Si la música es ruido’, esta vez tocada en su totalidad, dieron carpetazo a una mañana en la que sustituimos el café por la cerveza. Bienvenido sea ese cambio. Quién sabe si este horario matinal ha venido para quedarse. Lo que está claro es que la cultura es segura a la hora que sea. Y que los conciertos nos dan la vida. Esto es solo el principio. Quedan muchas noches (o mañanas) de goce y de alegría. Estamos de vuelta.

Los Fessers

Sobre Mario de Jaime

¿Hay algo mejor que abrir la aplicación de música de tu móvil, ponerte los cascos y cantar en voz alta pensando que tienes una voz angelical cuando en realidad cantas peor que un grillo mojado? Así se podría resumir mi día a día, porque si no estoy de esta guisa me encontrarás en cualquier concierto y en cualquier sala de por ahí. Por cierto, también toco una poco la guitarra y soy periodista, aunque creo que es lo menos importante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *