Entrevista bandas de rock
Muerdo
Foto de Irene Lison para Diario de Un Rockero

Crónica Muerdo en Sevilla – 23 de mayo 2021

Para Pascual Cantero, alias Muerdo, hacer noches mágicas y emocionar a su fiel público es lo de cada día. A cada concierto que asisto es una exhibición de ritmos urbanos enraizados.

Siempre bien escudado por su excelente guitarrista Iker García y sumando a su nuevo show a Pablo de Torres que hace las veces de pianista y DJ, Pascual hace una presentación en directo que ha variado tanto como su concepto musical. Ahora Muerdo transita la canción de autor entre bases electrónicas lo que hace enriquecer aún más su música. En un sonido que gira entre el hip-hop y la canción de autor latinoamericana, Muerdo ha encontrado un sitio en el que se siente girando a gusto y eso se nota.

Lo cierto es que la tipología de conciertos ha cambiado para el público y ahora es mucho más difícil crear conexiones interpersonales, y para ello Pascual hace un trabajo energético alto arengando a su público y contagiando la alegría que emana a través de mantras como lo bueno pacá y lo malo pallá.

En su repertorio contamos con temas ya míticos como La canción de la carretera, Claridad, Semillaso Vas a encontrarte. En este último tema tuvimos la colaboración de María Ruiz Faro, poeta sevillana con gran química con el protagonista. Otro gran clásico fue Lejos de la ciudad, para el que se subió Álvaro Ruiz, guitarrista de El Kanka con un proyecto propio para el que acaba de lanzar un single Tu Risa. Álvaro está creciendo mucho como vocalista y agregó un toque andaluz muy personal a una canción ya mítica entre sus fans.

Pascual nos ofrece un directo indígena, optimista y alegre donde hay espacio para el error, permitirse y la improvisación cuando las cosas así salen. Puro Muerdo. Sus letras reflejan la proyección de lo que vendrá como en Si lo crees lo creas, Aguacero, Yo pisaré las calles nuevamente o La Sangre del mundo.

Sus conciertos son bocados de positivismo que desean construir nuevas realidades desde la dulzura, la introspección y con un puntito pícaro.

Entre canción y canción hay espacio tanto para darle un palito al mundo político como para revindicar la alegría, el amor, la justicia y a Víctor Jara.

Para cerrar recordó a su maestro Luis Eduardo Aute con Prefiero amar donde vimos a un Pascual más íntimo y vulnerable de lo que ya estamos acostumbrados. Además subió a colaborar Alejandro Astola. Con el sevillano hizo una interesante versión de Llegué hasta ti para lucimiento del invitado que se sintió realmente cómodo con esta canción.

Y A volar.

Sobre Jorge Campos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *