rulo y la contrabanda basado en hechos reales
@missemehache

Rulo y la Contrabanda presenta ‘Basado en hechos reales’

Si pensamos en cualquier disco que haya marcado nuestra vida de una u otra manera, ese que guardamos como oro en paño en nuestra caja fuerte musical, ese que cada vez que lo escuchamos se nos dibuja una sonrisa sin importar cuanto tiempo pase, probablemente el disco en cuestión tenga un trabajo bastante arduo y desafiante detrás. Nos paramos a pensar poco en ello cuando lo tenemos en nuestras manos, pero cuesta componer canciones. Y aún cuesta más el hecho de lograr que el que esté al otro lado disfrute como el que más.

Pues bien, para su quinto disco, ‘Basado en hechos reales’, no iba a ser menos. Las letras del mismo, compuesto en su amplia mayoría durante la gira ‘El doble de tu mitad’, nos trasladan a un viaje a la adolescencia, a la vida en pareja, a los altibajos de la vida y una serie de experiencias que el bueno de Rulo sabe como nadie plasmar en el cuaderno. Casualidad o no, las primeras palabras que escuchamos al reproducir el álbum son las de «Y yo sigo aquí, escribiendo canciones…» y la última reza lo siguiente: «Quiero que la última canción del disco no hable de trenes perdidos…». Entre medias, canciones con un estribillos pegadizos y efectivos y, lo que es más importante, cargados de la experiencia que da el estar presente más de veinte años en el mundillo.

Para la presentación de ‘Basado en hechos reales’, Rulo y su fiel amigo Fito eligieron los maravillosos Cines Doré de la capital. Entre carteles de «La ley del deseo» y «El jardín de las delicias», el de Reinosa nos regaló unas sabias palabras antes de colgarse la guitarra para tocar cuatro canciones «en crudo, que son como mejor suenan». Para la ocasión, sonaron por los altavoces Mal de altura, Todavía, La última bala Verano del 95, cuyo estribillo ya lo hemos memorizado con genuina rapidez.

El quinto disco de la Contrabanda tuvo un escenario de lo más especial, pues Rulo optó por hacer las maletas, coger un avión y plantarse en California para proceder a su elaboración. Allí, entre gigantescas secuoyas y enormes lagos, se unió el galardonado productor Thom Russo para ponerse a los mandos de la nave. Eric Clapton, Audioslave, Alejandro Sanz y, ahora, Rulo Gutiérrez. Todos ellos tienen en común el haberse rodeado de uno de los mejores productores musicales que existen actualmente.

El resto ya es historia, porque sabemos que no hay dos discos iguales, pero también sabemos de sobra qué disco va a estar en nuestras estanterías hasta el fin de los días. Y este ‘Basado en hechos reales’ va camino de ello. Por nuestra felicidad que el chico de Reinosa que pasaba las tardes de verano en la casa del árbol y bañándose en el lago no deje nunca de escribir canciones.

Lista de canciones:

1. Verano del 95

2. Todavía

3. The end

4. Las señales

5. Mal de altura

6. Polaroid

7. Bienes y males

8. Como la luna

9. El blues de los sueños rotos

10. La última bala

Sobre Mario de Jaime

¿Hay algo mejor que abrir la aplicación de música de tu móvil, ponerte los cascos y cantar en voz alta pensando que tienes una voz angelical cuando en realidad cantas peor que un grillo mojado? Así se podría resumir mi día a día, porque si no estoy de esta guisa me encontrarás en cualquier concierto y en cualquier sala de por ahí. Por cierto, también toco una poco la guitarra y soy periodista, aunque creo que es lo menos importante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *